El enriquecimiento de la Nomenklatura

El obrar, que no el vocear, es lo que da razón al actuar de cada persona, y primordialmente de quienes se presentan como profetas de nuevos mundos en los que los criterios caducos serán sustituidos por actuaciones sublimes.